Perro sin hogar encuentra la puerta de un auto abierta y de inmediato salta dentro

Un perro sin hogar encuentra la puerta de un auto abierta y decide saltar dentro de este, con el fin de encontrar ayuda, y termina siendo adoptado

- Anuncio -

Un hombre llamado Bill Shaver, se fue de pesca sin pensar que ese viaje le cambiaría la vida al conocer a su nuevo perro rescatado. Después de pasar tiempo pescando en Arkansas, Bill se dirigía de regreso a su residencia en Missouri, cuando decidió detenerse en una parada de descanso.

Como sabía que solo se iba a tardar unos cuantos minutos, para descansar, estirarse, entrar al baño y sacar la basura de su auto de forma rápida; decidió dejar la puerta del auto abierta y el motor encendido.

Cuando regresó a su auto, se encontró con una increíble sorpresa en el asiento delantero del pasajero. Una perrita sin hogar estaba sentada allí.

Perrita se sube a un auto buscando ayuda

Perrita se sube auto
Imagen | Angela Shaver

- Anuncio -

Bill miró de cerca a la perrita y se dio cuenta de que estaba muy abandonada, no era más que piel y huesos, claramente estaba hambrienta. Así que Bill le ofreció lo único que tenía de comida en el momento; una barra de Rice Krispie.

La perrita devoró el bocadillo rápidamente y se acurrucó en el asiento, lo que dejó en evidencia que el pobre animal estaba buscando ayuda urgente.

Perrita sin hogar sube
Imagen | Angela Shaver

- Anuncio -

En ese momento, Bill supo que tenía que hacer algo, no la podía dejar allí y no había forma de apartar esa dulce carita. Sin pensarlo mucho tiempo, Bill supo que lo correcto era llevarla a casa con él, pues finalmente la perrita había encontrado la ayuda apropiada.

Bill y su esposa, por lo general, ayudan acogiendo animales sin hogar y necesitados, por lo que esta situación no era extraña para ellos.

Era evidente de que la perrita no tenía familia y tampoco alguna señal de que estaba perdida, así que Bill le envió un mensaje a su esposa con la foto de su nueva compañera de viaje.

River dormida
Imagen | Angela Shaver

- Anuncio -

Cuando su esposa, Angela, recibió el mensaje, estuvo de acuerdo con la decisión de Bill y dijo que estaba lista para recibirla con amor.

Angela Shaver dijo a The Dodo:

«Le pregunté cómo se llamaba nuestra nueva mascota. Decidimos llamarla River por el lugar donde la encontró».

Al llegar Bill a casa, Angela y su hijo salieron a saludar a su nueva mascota, pero River se negó a salir del automóvil.

River carita tierna
Imagen | Angela Shaver

River no le tenía miedo a su nueva familia, pero parecía sentirse segura en el auto; probablemente por ser uno de los primeros lugares en que había recibido ayuda. Después de pasar un rato en el auto, Bill decidió que era hora de conocer a la familia completa, incluyendo a sus hermanos perrunos.

Bill la sacó del auto y la llevó a conocer a sus nuevos hermanos de manera individual, para que no se sintiera muy abrumada. La familia contaba con tres perros y un gato, todos ellos habían sido rescatados de las calles y estaban felices de agregar a uno más.

Perrita sin hogar dormida
Imagen | Angela Shaver

Cuando River se sintió con un poco de confianza y conoció a cada uno de los integrantes de la familia, llegó la hora del baño.

Angela dijo:

«Una vez que todos decidieron que ella estaba bien, Bill la llevó a bañarse. Estaba cubierta de barro, sangre y garrapatas. Después de que se secó y se sacaron algunas garrapatas, consiguió una buena comida. Bill le hizo una cama en el piso de nuestra habitación al lado del calentador. Ella durmió allí toda la noche».

River se despertó a la mañana siguiente con más aliento y decidió explorar con mucha atención, todos los lugares de su nuevo hogar. Comenzó a adaptarse a su nueva casa y corrió en el patio con sus nuevos hermanos, pero nunca se separó demasiado de sus padres.

River y hermanos
Imagen | Angela Shaver

Lentamente iba aceptando su nueva vida, pero la familia notaba que no era extraño para ella, por lo que dedujeron que podía haber tenido una familia antes de terminar en las calles.

Aunque era muy evidente que la perrita ya había tenido familia, en la primera noche en su nueva casa tuvo un pequeño accidente.

Angela dijo:

«Tuvimos un accidente en la casa la primera noche. Pero el incidente estaba cerca de la puerta. Tenía que salir, pero no sabía cómo decirnos».

Un viaje al veterinario reveló que la perrita tenía parásitos, sufría del gusano del corazón, heridas en el cuello y cara, lo que indicaba que había estado en una pelea.

River y hermano
Imagen | Angela Shaver

A pesar de ello, la dulce perrita se sentó pacientemente mientras el veterinario suministraba los medicamentos y el tratamiento correspondiente para sus heridas.

Al analizar su buen comportamiento, estaba más que claro que River estaba muy agradecida de tener una nueva familia y de estar a salvo.

Poco a poco ha avanzado y su confianza aumentado, aunque en un principio le costaba trabajo.

River y padres
Imagen | Angela Shaver

Angela dijo:

«Ella corre en el patio y no persigue nada con Winston, se sienta a comer galletas con Ginger y acapara la cama con Butters. El gato estuvo poco amigable durante los primeros días, pero finalmente la está aceptando».

Cuando River decidió subir a ese auto ese día, fue un acto del destino y aunque no sabía lo que pasaría, por fortuna su vida cambió para siempre.

Lo último